¿A quién no le gustaría tener el mueble de baño de sus sueños? Si optamos por un mueble totalmente personalizado y a medida, estarás cerca de lograrlo. Como muestra estos dos bonitos muebles de baño que forman parte de un mismo proyecto. Para el baño pequeño, y más colorido, se eligió un mueble suspendido con dos cajones. Destaca el acabado elegido para sus frentes, un lacado en los mismos tonos verdes que los azulejos. Un detalle añadido, es la integración en el mismo costado del mueble del toallero. ¿Os habéis fijado en el espejo? 

Para el otro baño, más grande y sencillo, el acabado madera del mueble combina a la perfección con los azulejos en tonos piedra y arena. En este caso, el mueble sí llega a suelo, para aumentar las posibilidades de almacenaje. 

Como veis, las posibilidades que nos ofrece un mueble a medida son infinitas. ¡Tú pones los límites!

Solicite presupuesto